El Garaje Algabeño

El Garaje Algabeño
Opel Rekord E 2.0 de SCHUCO (c) 2017 Antonio Sivianes Gaviño

viernes, 17 de mayo de 2013

Audi TT MkII RS "Matt Black" de SCHUCO



El TT es uno de los coupés que comercializa Audi (parte del Grupo VAG) de ámbito mundial desde 1998. Se fabrica principalmente en la planta de Ingolstadt (Alemania) y en Györ (Hungría), aunque aquí solamente se ensamblan las carrocerías ya pintadas provenientes de Alemania. El nombre "TT" hace clara referencia a los modelos de NSU (la antígua Audi) que participaron en la mítica Tourist Trophy de la Isla de Man.

Este coupé hasta la fecha (2013) ha conocido dos generaciones, entrando la segunda en 2006 y siempre bajo la forma de una carrocería coupé 2+2 y un descapotable roadster biplaza. En esta generación es en la que nos centraremos, siendo el concepto final derivado de un prototipo que se presentó en Tokio un año antes. El diseño fue obra de Walter De Silva, que "vestía" una plataforma del grupo VAG compartida por modelos como el Audi A3, Seat León II o Volkswagen Golf V. Partes de la carrocería estaban hechas en aluminio y, aparte del cambio estético, difería sobre todo de la primera generación por su aumento de tamaño.

La motorización del modelo se basa en bloques de cuatro, cinco y seis cilindros (éstos en V), para gasolina, y un 2.0 TDi en diesel que proporcionaba casi 170 CVs. Revisando la gama de gasolina de cuatro cilindros nos encontramos con un 1.8, un 2.0 y un 2.5 siempre con turbocompresor y con la novedosa tecnología TFSi de inyección directa de combustible, derivada de la participación de Audi en Le Mans. El V6 era un bloque de 3.2 litros idéntico al que llevaba la primera generación. Las potencias, por su parte, eran respectívamente de 158, 197, y 335 CVs, aunque algunos motores fueron actualizándose y para 2012, por ejemplo, el 2.5 5C del TT RS Plus rendía los 355 Cvs. El VR6 era menos prestacional, conformándose con 247 CVs.

En cuanto al apartado de la transmisión, el TT se podía adquirir con tracción total "Quattro" (salvo para el 1.8) y con cajas manuales de 6 velocidades también para los automáticos (S TRONIC). Sin embargo, únicamente el TT RS podía llevar una de siete velocidades DSG automática opcionalmente.

Ahora nos detendremos en la versión de la miniatura, que es la cumbre en prestaciones del Audi TT. La versión RS se presentó en 2009 (Ginebra) para aquellos que demandaban una mayor deportividad, con versiones más radicales que siempre tuvieron respuesta por parte de la casa alemana (recordemos los famosos Audi Quattro de los 80). Estos RS disponían de unos bloques de cinco cilindros con 2.480 cm3, tecnología TFSi de inyección estratificada y sobrealimentados con turbo. Los automóviles bajo esta denominación se montan en la famosa factoría Quattro de Neckarsulm (Alemania), al igual que el resto de los exclusivos modelos de Audi que llevan el apellido RS. La versión correspondiente al TT llevaba bastantes modificaciones (como un embrague especial Haldex para su tracción total, de serie) y podía llevar la interesante suspensión "Audi Magnetic Ride", a base de amortiguadores rellenos de un fluido metálico que se podía magnetizar obteniendo instantáneamente una mayor o menor dureza (también se puede encontrar en los modernos Chevrolet Corvette). Los frenos adquieren en este modelo mayor dimensión, los interiores son específicos (con tapicerías de Alcántara o cuero), asientos Recaro opcionales y un spoiler trasero que podía ser, bajo demanda, retráctil. En 2010 se ofrecía una caja de cambios automática DSG de doble embrague con siete velocidades. Ni que decir tiene que el coche iba dotado con sistemas de tracción y estabilidad ESP con varios niveles para poder "domesticar" los 335 CVs del RS, con los cuales se lograban un 0-100 Km/h en solo 4,5 segundos y "circular" a una velocidad máxima de 280 Km/h (aunque en fábrica los limitaban a 250, se podía solicitar eliminar la restricción).

Como todavía habría gente que quisiese más aún (y pudiese pagarlo), para 2012 se lanzó la versión RS Plus con 355 CVs, mayor par motor y sin aumentar su nivel de emisiones de CO2. Con este modelo se mejoraban en dos centésimas su aceleración y su velocidad máxima, obviamente.



Todo ese espíritu de velocidad, prestaciones y diseño moderno lo ha tomado SCHUCO y lo ha concentrado en menos de diez centímetros, obteniendo un resultado sorprendente a la vista. Para ello, el fabricante alemán escogió una versión especial pintada en un negro mate intimidador que lo asemeja a un moderno caza a reacción y producido en una edición especial de 1000 miniaturas. No me ha sido posible obtener los datos de esta personalización, pero sospecho que pasa de los 500 CVs y no sé si está comercializado por la propia Audi o se adquiere el kit y se monta por parte de un preparador. El hecho es que si el exterior ya nos deja bastante sorprendidos (con ese molde y esas facturas magníficas, de lo mejor que he visto nunca), el interior es ya de diez (si es posible mejor verlo con una buena lupa). Está claro que al ser una miniatura muy reciente han aplicado tecnologías láser de escaneos en 3D para lograr esa precisión, al igual que han utilizado materiales de calidad. Es una lástima que no haya podido lograr buenas fotos de los bajos, pero también puntúan a un nivel altísimo y merece la pena verlos por su trabajo de casi orfebrería. En el exterior (y ya acabo, aunque podría estar un buen rato más!) hay un detallado excelente y fino, con luces traseras translúcidas y unos faros detallados con precisión enfermiza. Yo no soy fan de vehículos muy modernos (los considero demasiado simples a la hora de reflejarlos en modelos a escala) pero realmente éste se me puso a un precio excepcional y no pude resistirme a esta obra maestra "en pequeño". Muy bien por Schuco, que en estos últimos años nos sorprende cada vez más.





















14 comentarios:

  1. impresionante
    sin ser audista, el modelo me sorprende, sobre todo por ese interior increíble,
    parece verdadero!
    schuco está cada vez mejor, como se comentaba en el foro de cabo reyes.
    felicitaciones por semejante pieza

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mí tampoco me tira mucho Audi (salvo en la época en que era NSU) pero esta pieza la tengo como ejemplo de miniatura fiel a la realidad, dentro de lo que cabe.

      Además es muy llamativa, es como un pedazo de carbón... desde luego, elegí un gran día nublado para hacerle las fotos.

      Saludos y gracias!

      Eliminar
  2. Hermoso Audi, cortito, una coupé lista para ir a las pistas. Dicho sea de paso, aquí en mi ciudad (mejor dicho, en mi ex ciudad, donde nací y viví hasta hace unos meses) creo que hay uno igual, de un corredor de autos, famoso a nivel nacional, que corre con Ford en el TC (categoría de autos de turismo, corren con "modernos" coches de los años sesenta...). Impresiona el color negro mate, ¡un Audi Stealth!
    Me gustó mucho Antonio.
    Abrazos amigo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ah, yo pensaba que no te iba a agradar mucho por lo moderno, pero veo que sí te gustó. Un amigo mío tuvo el de la versión anterior pero el rodaster, me gustaba mucho ese coche con su tapicería en cuero rojizo pero le dio problemas eléctricos. El primer TT se puede conseguir por acá a buenos precios y se suele ver de vez en cuando, no es raro.

      Saludos y un abrazo!

      Eliminar
    2. Casualidades amigo, esta tarde fui a la ciudad al dentista, y caminando por una avenida, veo parado en un semáforo al susodicho Audi... ¡y negro! Pero creo que no era mate.
      Me fijé en la parte trasera, y decía "TT 3.2". No se si es el mismo modelo, creería que no, pero igual es hermoso.
      Abrazos!

      Eliminar
    3. Este Audi, según la web de Audi España no está disponible en negro mate ni veo la serie Matt, por lo que me imagino que esto es una preparación especial. Por otro lado, y ya que estaba, miré los datos del RS Plus y me parece alucinante que tenga 350 CVs, se ponga de 0 a 100 en 4,1 segundos y consuma menos de 10 litros en circuito combinado! Impresionante, para que te hagas una idea es lo que consumía más o menos un Citroën 2CV.

      Saludos y un abrazo!

      Eliminar
  3. Primero me sorprendí porque no es común ver un auto moderno en tu blog, y segundo porque la miniatura es infernal.
    Aquí Schuco se saco un 10 felicitado, ese interior es increíble !!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El macro siempre exagera las imperfecciones, por eso en la mano el modelito es más espectacular aún. Parece como si lo hubiese tallado un láser...

      No suelo poner modernos, es cierto, pero a veces surgen oportunidades y ésta era una de ellas. En todo caso, si me canso siempre se puede vender bien (aunque no me gusta llegar a eso).

      saludos!

      Eliminar
  4. Sin duda es una bonita pieza, como todos los Schuco a 43 modernos. La pintura mate le da un aspecto espectacular. Una pena que no lleve unas placas de matrícula para darle un poco de vida y contraste y darle un aspecto más real.

    Enhorabuena por esta bonita pieza.

    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Se me hace más espectacular que bonito, pero lo que más me gusta es lo bien hecho que está. Me pongo, y no le veo defectos... lo de la matrícula quizás, y se me hace raro siendo Schuco (a quien le gusta mucho ponerlas).

      Saludos y gracias por la visita!

      Eliminar
  5. Hola Antonio !!, Hace mucho que no pasaba por aqui, actualize mi Blog y perdi los Blogs Favoritos !
    El TT es uno de los que mas me gusta de la marca alemana, y esta Edicion Especial, esta genial !!
    Schuco le puso muchos detalles al TT se ve muy real en algunas fotos!!
    Felicidades :D
    Saludos
    http://camaromdz.blogspot.com/

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Ramiro, re-bienvenido!

      Me alegro de que te haya gustado, te doy la razón en que es un modelo muy detallado!

      saludos y hasta pronto!

      Eliminar
  6. Don Sivianes, despacito pero llego. Retomando la línea de Schuco sorprende encontrar modelos tan especializados y modernos, la oferta de la marca resulta abundante en vehículos de línea y comerciales pero no en vehículos de éste tipo, incluso yo también lo hubiera comprado a pesar de que vivo entre modelos de medio siglo atrás ya que para mí es una clara apuesta a futuro: Dentro de unos años será una Joya mucho mas valiosa.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo lo adquirí primeramente por el precio, que estaba de ocasión en una tienda de Ebay que está liquidando modelos, y segundo por que es un ejercicio de exactitud modelista por parte de un constructor generalista. Ni mucho menos es el primer Schuco moderno que veo (tienen también varios BMW y Audi, como el R8) pero todos estos son muy nuevos y con una técnica muy elevada.

      Saludos y gracias por la visita.

      Eliminar

Siéntete libre de reflejar lo que piensas sobre esta entrada!